Si te has registrado a la newsletter debes crear una cuenta para poder realizar compras.

Tu cesta de la compra
5 Beneficios de masticar bien

5 Beneficios de masticar bien

Salud
Mireia Cervera 18 Abril 2017

Comer es un placer que además aporta a nuestro organismo los nutrientes necesarios para funcionar correctamente. Pero comer inadecuadamente puede traer consecuencias para nuestra salud como malas digestiones, sobrepeso y otros trastornos derivados. Para evitar esto y disfrutar de los alimentos es importante masticar muy bien. Descubre en este post las claves.

Aunque masticar bien parezca un hábito muy sencillo, lo cierto es que muchas personas no lo hacen correctamente y como consecuencia, como ya hemos comentado con anterioridad, sufren algunos problemas digestivos tales como, hinchazón abdominal, flatulencias, ardor de estómago, sensación de pesadez y estreñimiento, entre otros.

Masticar correctamente es determinante para tener una buena digestión y mejorar el metabolismo. Créase o no, el proceso digestivo empieza incluso antes de que nos pongamos la comida en la boca. Es decir, comienza cuando olemos algo irresistible o cuando vemos alguna comida favorita que con seguridad sabrá bien. Simplemente al oler ese pastel de manzana casero o pensar en los delicioso que sabrá el postre, comenzamos a salivar, y así se inicia la digestión, preparándonos para ese delicioso primer bocado. Así pues, cuando vemos, olemos, probamos o incluso imaginamos, nuestras glándulas salivales, que se encuentran debajo de la lengua y cerca de la mandíbula inferior, comienzan a producir saliva. A medida que los dientes desgarran y cortan los alimentos, la saliva los humedece para facilitar la deglución. Una enzima digestiva llamada amilasa, que forma parte de la saliva comienza a descomponer algunos de los hidratos de carbono antes que salgan de la boca. He aquí la importancia de la masticación. La correcta masticación de los alimentos permite que las enzimas y los lubricantes segregados en la boca faciliten la digestión. Los nutrientes se asimilan con más eficacia aprovechándolos al máximo y acelerando el metabolismo, a la vez que nuestros órganos no sufren tanto con la digestión. Y es que, cuando no masticamos correctamente, los alimentos siguen su camino al resto del aparato digestivo sin una digestión previa. Debido a esto, nuestro estómago tendrá que trabajar el doble para hacer la digestión, produciendo sensación de pesadez y generando los molestos gases.

Recomendaciones para masticar bien:

  • Otórgate el tiempo suficiente. No comas mientras estás apurado. Tómate tu tiempo para comer y masticar bien.
  • Es preciso masticar bien, entre 20 y 50, aunque la cantidad exacta de masticaciones varía con la textura de los alimentos y las glándulas salivales de la persona. El alimento debe ser un líquido completo y perder toda la textura.
  • Espera haber terminado completamente de masticar antes de tomar otro bocado.
  • Comer en un ambiente tranquilo, silencioso y libre de cualquier distracción.
  • Cortar la comida en trozos pequeños, de esta manera se mastica bien sin que tome tanto tiempo.
  • Aplica la Alimentación Mindfulness.

Beneficios de masticar bien:

  • Reducción de los niveles de estrés. Cuando masticamos abundantemente, oxigenamos el organismo produciendo una placentera sensación de bienestar y reduciendo los niiveles de estrés.
  • Sensación de saciedad. Cuanto más tiempo en tragar un alimento que tenemos en la boca, antes nos saciamos. Nuestro cerebro tarda unos 20 minutos para registrar la sensación de saciedad.
  • Bajar de peso. Un estudio japonés de la Universidad de Osaka, publicado por el British Medical Journal, sobre los hábitos alimenticios de 3.000 japoneses, demostró que las personas que comen rápido y mastican poco tienen el triple de probabilidades de sufrir obesidad.
  • Buena digestión. Cuando masticas bien los alimentos ahorras tiempo a tu sistema digestivo. Y evitas problemas de indigestión, gases, dolor estomacal, distención y tránsito intestinal lento.
  • Placer organoléptico. Masticar bien nos produce más placer y satisfacción al consumir los alimentos. De esta manera el cerebro registra plenamente el sabor de la comida y proporciona mayor satisfacción.


Los alimetos que ya son mayoritariamente líquidos, tales como el yogur, también deberían ser masticados como los alimentos sólidos, a fin de permitir que la saliva los descomponga antes de llegar al estómago.

Empieza hoy mismo a masticar bien los alimentos y observa cóma te llenas antes y tienes mejores digestiones.

Mireia Cervera Nutricionista grupo Teresa Carles Healthy Foods - Flax & Kale