Envío Gratis desde 49€ ¡Aprovecha! HOY EN BLACK FRIDAY: PACK HIGH FIVE! 25.90€ / PLANES DETOX 20% OFF CÓDIGO: DETOX20 / TODAS LAS BEBIDAS: 20% OFF

Si te has registrado a la newsletter debes crear una cuenta para poder realizar compras.

Tu cesta de la compra
No beber alcohol es tendencia

No beber alcohol es tendencia

Alimentos
Mireia Cervera 19 Octubre 2017

Mucha gente se está sumando a la moda de no beber alcohol. Descubre en este post los principales motivos para olvidarse del alcohol para siempre.

En Estados Unidos, los abstemios se llaman teetotalers o teetotals, un término creado a principios del siglo XIX, con el objetivo de luchar contra el monopolio del alcohol en la vida social. Las razones para ser abstemio eran, ya en aquel entonces, diversas: desde familiares, -Donald Trump se hizo teetotaler en 1981 a causa de la adicción de su hermano- médicas, psicológicas, religiosas, fisiológicas, sociales e incluso étnicas. Y ahora se le suma no beberlo como consecuencia de una apuesta por un estilo de vida saludable. Famosos como Gwyneth Paltrow, David Beckham y Jennifer López son solo algunos de los famosos abstemios.

¿Por qué está de moda no beber alcohol?

Según la OMS en 2012, se produjeron unos 3,3 millones de muertes a causa del consumo de alcohol. Con independencia de que sea una droga capaz de generar dependencia, el consumo de bebidas alcohólicas se ha asociado de forma convincente con cerca de 60 tipos diferentes de enfermedades y circunstancias no deseables, incluyendo lesiones mentales y trastornos del comportamiento, afecciones gastrointestinales, cánceres, enfermedades cardiovasculares, trastornos inmunológicos, enfermedades pulmonares, enfermedades óseas y musculares y trastornos reproductivos. Está claro que los efectos a largo plazo en el organismo son devastadores.

A continuación 4 beneficios de dejar de consumir alcohol:

1. Bajar de peso:
Todos sabemos que el alcohol tiene muchas calorías, concretamente 7 Kcal por gramo de etanol.

  • Copa de vino: 144 calorías
  • 1 lata de cerveza: 140 calorías
  • 1 copa de cava: 100 calorías
  • 1 chupito de tequila: 146 calorías
  • 1 copa de gin-tonic: 190 calorías


Estudios han señalado que un día moderado de beber alcohol, solo contando el alcohol consumido, se ingieren 433 calorías extra.


2. Mejorar la calidad del sueño
Son diversos los estudios que avalan que beber alcohol no permite llegar a una fase profunda del sueño, aumentando las posibilidades de que aparezcan ronquidos. Si bien en un principio deprime el sistema nervioso, una vez metabolizado por el cuerpo aumenta los niveles de adrenalina. Por lo que no es raro despertarse a mitad de la noche acelerado y con resaca.

3. El aspecto de la piel mejora
La deshidratación que aparece tras beber alcohol se debe a que este, al ser un diurético, hace que aumente las ganas de ir al baño, pero no permite reabsorber el agua que necesita el cuerpo. Todo esto se refleja en la piel.


4. Disminuyen las probabilidades de tener cáncer
El alcohol está reconocido como un cancerígeno para el hombre, y es el responsable, en la población europea, de aproximadamente un 5% de los tumores en varones y de un 3% en las mujeres.

Existe una prueba convincente de que el elevado consumo de alcohol aumenta el riesgo de cáncer de la cavidad oral y faringe, de la laringe, de esófago, de hígado y de mama.

Un recién análisis combinado de 53 estudios epidemiológicos ha demostrado que un incremento de 10 gramos de consumo de alcohol por día aumenta un 7% el riesgo de cáncer de mama y que un 4% de los tumores de mama en países desarrollados pueden atribuirse al alto consumo de alcohol. Se considera probable que el alto consumo de alcohol incrementa el riesgo de cáncer de colon y recto, especialmente en presencia de un bajo consumo de ácido fólico.

Y si no fuera poco, El Fondo Mundial para la Investigación del Cáncer, en el monográfico que dedicó a la prevención de esta enfermedad, declaró que "las evidencias científicas relacionadas con el cáncer justifican la recomendación de no ingerir bebidas alcohólicas". Esto significa que, teniendo en cuenta las evidencias relacionadas con el cáncer, deben evitarse incluso pequeñas cantidades de bebidas alcohólicas. Las evidencias muestran que todas las bebidas alcohólicas tienen el mismo efecto. Los datos no sugieren diferencias significativas en función del tipo de bebida. Por lo tanto, esta recomendación cubre a todas las bebidas alcohólicas, sean cervezas, vinos, licores u otras bebidas alcohólicas.

Si la vida sin alcohol no es para ti, te recomendamos que pruebas con dejar de beber por temporadas o mezclar el alcohol con jugo de limón y naranja natural, ya que, gracias a sus propiedades antioxidantes, contrarrestan sus efectos negativos. ¡Porqué en este caso menos es más!

Mireia Cervera Nutricionista grupo Teresa Carles Healthy Foods - Flax & Kale

Productos Relacionados